Blogia
Textura

Jornadas Nacionales de Diseño

Jornadas Nacionales de Diseño A petición de Gemma de Tintachina cuento mi experiencia en las Jornadas Nacionales de Diseño, pero resumo: para no volver!

La semana pasada sacrifiqué un día de intenso estudio (gracias a Dios que fue solo uno y no los tres que tenía previstos) para asistir a las Jornadas Nacionales de Diseño, cuyo apellido era: Diseño Industrial: Innovación y Desarrollo de Producto, dentro de la Semana del Diseño de Castilla La Mancha.

El evento parecía más o menos prometedor pues organizaba el Centro Regional de Diseño y colaboraba el Ayuntamiento, la Confederación de Empresarios, la Universidad, el Colegio de Arquitectos, el Centro Europeo de Empresas e Innovación, etc.

La programación
tenía aspecto de competente a primera vista: con economistas expertos en diseño, diseñadores industriales y demás autoridades.

Adelanto: La decepción fue absoluta.

Para empezar: el público estaba formado por la mitad de los que recibían premio al diseño de mobiliario de la exposición que se celebraba por la tarde, porque es más, la mitad ni siquiera se molestaron en acudir al evento.
Por otra parte estaban los obligados (los dolientes, los que no tienen más narices que ir y dar la cara, dormida o despierta).
Ni que decir tiene que de toda la comunidad universitaria de la ciudad solo estábamos allí mi Decano (porque tenía que dar una conferencia, y lo peor es que creo que hasta él se preguntaba el porqué) y yo, bendita gilipollas en plenos exámenes de junio, cosa que me hace preguntarme demasiadas cosas sobre mí y sobre el resto de los que no han ido, que no sé que es peor.

Personalmente pensé que las Jornadas tratarían el tema de la necesidad de innovación industrial como vía competitiva a los recesos industriales de los que bastante he hablado en el post anterior. El sólo pensar estas Jornadas en mi ciudad me provocaba mis dudas con respecto al éxito de estas. A decir verdad, la palabra "diseño" llega a estar mal vista por estas tierras, donde es más popular la robustez o la calidad, la durabilidad,...

Era totalmente subrealista ver cómo el presidente de la Confederación de Empresarios leía perfectamente en su fólio las necesidades de competitividad de las empresas de la región, vía diseño, innovación, tecnología y calidad a un público formado por diseñadores industriales, la mayoría del sector del mueble.

Lo mejor es que todos tenían preparado el mismo discurso, el de la necesidad de hacer frente a China mediante diseño y demás, aspecto del que creo que los diseñadores ya estaban bastante concienciados. La parte B de la historia fue que todos los ponentes nombraron los sectores textil, del calzado y cuchillero como los más afectados. Algún ponente se dió cuenta del público y nombró el sector del mueble, pero al final íbamos a parar al mismo sitio.

Conclusión:
Tenemos a un grupo de diseñadores de mobiliario oyendo una y otra vez las necesidades de diseño que tiene la región.
Sumemos unos sectores desconocidos para ellos, y no solo eso: Si la necesidad de diseño textil y de calzado son tan patentes para la competitividad española, ¿por qué solo forman en esto las escuelas privadas? Es más, ni siquiera en Castilla La Mancha hay nada parecido.
A quién iban dirigidas las propuestas si no había un solo empresario en la sala? (excepto el ponente, que era el que hablaba). ¿Quién es quién tiene que innovar? ¿A quién va el discurso?

La Jornada de la tarde fue un poco más profunda, pero para ser sincera, hablaron demasiado de muebles y ya tenía bastante trabajo como para volver allí. De un público de unas 30 personas en la Jornada de la mañana, pasamos a ser unas 12 por la tarde. Decepcionante, no me cabe otra opinión.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres